¿Sabías qué el rendimiento de una estufa depende en gran medida del combustible utilizado? En el caso de estufas y chimeneas, el combustible no es otro que la leña, y ésta tiene que estar perfectamente preparada para realizar su función. La leña debe estar bien seca – menos del 20% de humedad. De esta manera, proporcionará más calor, te será más fácil regular el fuego y mantendrás en mejor estado la estufa y el conducto de humos.

Para conseguir un secado óptimo de la leña, almacénala en un lugar seco, ventilado y protegido de la lluvia, al menos durante 1-2 años según el clima de la zona. Para encender tu chimenea, utiliza piezas de leña abierta, ya que arde mejor que los troncos de leña. Es mejor que las piezas de leña estén abiertas y tengan una sección, tamaño, y forma, lo más parecido y uniforme posible entre sí. Puedes utilizar también troncos de madera comprimida como las briquetas.

Ventajas de utilizar leña seca de buena calidad

  • Mayor poder calorífico.
  • Mayor control en la regulación del fuego.
  • Ayuda a mantener el cristal más limpio.
  • Ayuda a mantener en mejor estado su estufa y el conducto de humos.
  • Fuego cálido y radiante.

 Desventajas de utilizar leña húmeda

  • Menor poder calorífico.
  • Ensucia el cristal.
  • La evaporación del agua contenida puede llegar a oxidar las partes metálicas de la estufa.
  • Aumento de la suciedad en la cámara de combustión y el conducto de humos.
  • Fuego opaco.
  • Mayor acumulación de humo.

Por otra parte, las sobrecargas de leña en estufas y chimeneas conllevan una disminución del rendimiento, una pérdida de eficiencia energética y un desgaste acelerado. Además, es importante tener en cuenta que las maderas resinosas como el pino, producen mucho humo y hollín afectando negativamente al mantenimiento del cristal limpio. Por otra parte, no utilices líquidos inflamables para encender y no utilices la estufa como un incinerador para quemar plásticos, residuos, basura o desperdicios. Estas malas prácticas podrían afectar muy negativamente al rendimiento de tu estufa o chimenea Carbel.

Desde Carbel, queremos ayudarte a sacar el máximo rendimiento posible a tu estufa o chimenea. El uso de leña seca y con el tamaño óptimo te ayudará a conservar tu estufa durante más tiempo. Recuerda seguir las instrucciones que proporcionamos en el manual de tu modelo Carbel, y disfruta del cálido fuego de tu chimenea por más tiempo.

Te lo paso por si te es más cómodo y así lo instalas para poder trackear de nuevo las visitas.