A lo largo de todo este tiempo te hemos ido dando muchos consejos en el blog sobre cómo calentar tu casa con nuestra amplia selección de chimeneas y estufas de leña pero, hasta hoy, no te habíamos hablado de cómo preparar tu hogar para conseguir una mayor eficiencia energética. 

¿Qué se entiende por eficiencia energética? 

Cuando hablamos de eficiencia energética hay que pensar en ahorro energético. 

En nuestro caso, estaríamos hablando de calentar la casa pero usando menos energía o combustible. Además de generar un ahorro a nivel económico, ayudamos al medio ambiente al utilizar menos recursos. 

¿Cómo mejorar la eficiencia energética en tu casa?

Como hemos comentado al inicio del post, en otras ocasiones te hemos hablado de eficiencia energética al elegir nuestros productos. Pero, ¿se puede hacer algo para mejorar la eficiencia de tu vivienda? 

Más allá de adquirir electrodomésticos eficientes, es posible que puedas ir cambiando pequeños hábitos que ayudarán a mejorar la eficiencia energética.

  • Ventanas. Vamos a empezar por el más básico, las ventanas. Es importante comprobar que no existen fugas ni entradas de aire en las juntas de las ventanas, de este modo evitaremos las pérdidas de calor. Para que esto no ocurra, comprueba que las ventanas están bien selladas.
  • Aislamiento. Unas paredes más gruesas o con revestimientos ayudará a aislar la vivienda mejor del exterior, tanto en invierno como en verano, creando un clima más acogedor en el interior de la casa. 

Estas dos directrices son las primeras a tener en cuenta para conseguir que tu casa sea más eficiente. Una vez realizados los cambios necesarios en tu casa, ya podrás pasar a buscar electrodomésticos más eficientes, iluminación de bajo consumo y estufas que ayuden a seguir mejorando la eficiencia de tu vivienda. 

Te lo paso por si te es más cómodo y así lo instalas para poder trackear de nuevo las visitas.